loader-logo
Envios GRATIS por compras superiores $175.000.

SUPRARECICLAR….¿Y ESO QUE SERÁ?

El pasado 20 de agosto participamos en el primer foro Latinoamericano de suprarecicladores en compañía de: Comas, Zef, Gaia, Biotico,Y.A.N.G, Garcia Bello, Therapy, Rouparefeita,12na y nosotros Genealogy. Un encuentro donde nos unió una gran PASIÓN,esencialmente  EL RECUPERAR HISTORIAS cada uno con su propia mirada y palabras, una traducción hermosa entre desmentir creencias, proponer comportamientos e inspirar anhelos y deseos de una mejor comunidad  y es que en realidad todos y cada uno de estos proyectos son la voz del cambio que se desvelaban en acciones como re-armar, desarmar,re-diseñar, deconstruir, todas estas palabras de alguna manera nos indica que es proceso en el acogemos y valoramos el pasado pero a la misma vez pensamos en un futuro. Por lo tanto, es una acción con mensaje tan poderoso, porque apreciamos el camino recorrido  por el pasado y queremos que ese mismo avance, esto querido lector es ¡SUPRACECICLAR!

 Compartir y escuchar las historias durante el foro me hizo pensar más a profundidad en -¿Cómo ha sido nuestro proceso como marca? y ¿Por qué no, el mío (Ana) como persona?

Simplemente voy a empezar diciendo que SUPRARECICLAR en cualquier parte del mundo es un acto de ¡rebeldía y valentía! pues tenemos todo a nuestra disposición para crear prendas y accesorios nuevos pero decidimos darle una oportunidad a eso que parece olvidado…. Pero estoy aquí para contarles mi experiencia,pues todas las historias por simples que parezcan merecen ser contadas.

En mi país Colombia, emprender un proyecto  de suprareciclaje, realmente es una tarea de grandes retos,sobretodo cuando empezamos a incomodar a la personas con conceptos diferentes. Cuando inicié mi proyecto en 2015 ni siquiera conocía  por completo este hermoso concepto pero sí tenía claro que mis diseños generarían el menor impacto posible, me inspire en la naturaleza que crea y a la misma vez la reincorpore. Basada  en este concepto diseñe mi primera colección,un interesante proceso donde involucre prendas usadas y cuero para fabricar  complementos de moda.

Al inicio por ser un proyecto de aula funcionaba de maravilla; pero al enfrentarse a un público comenzó a molestar el hecho de estar ¡USADO!. Como líder,  llegué a toparme con comentarios que asociaban los diseños como con la “mala suerte” o con “las malas energías”,incluso  afirman “esto es sucio”, en fin… Sentía que de había algo que no hacía comprensible  el hecho de reutilizar, pues como era posible que algo usado fuese tan costoso o incluso  tuviera un precio.En su momento, fue algo frustrante pero antes de sentirme desilusionada,fueron hechos que me llevaron reflexionar, entendí que detrás de cada objeto hay un deseo irracional  por ser especiales y quizá en nuestro manual de creencias  no había lugar para que algo usado nos hiciera sentir de excepcionales. 

En un momento llegué a pensar que objeto usado por más lindo que fuera no estaba a la altura de algo NUEVO pero luego entendí que en el DEFECTO ESTABA EL ENCANTO

De alguna manera,  comencé a cuestionar porque la gente prefería comprar algo nuevo en vez de uno usado. En lo personal, pienso que la mayoría nos criaron con la idea que las cosas usadas nos minimizan como persona pues son sinónimo de escasez. El hecho de usar la ropa de tu hermano, primo o amigo, NO nos hace perder NUESTRA identidad PERO creo que para la mayoría era algo molesto, sentían que eso no los identificaba, no les pertenecía y para mucho era una imposición, no había alternativa, porque así funcionaba la economía de la casa. Como consecuencia, esto hizo mucho más atractivo e importante el hecho de ESTRENAR (comprar algo nuevo), crecimos con esto, aunque yo personalmente nunca tuve problema con eso, pues no veía la hora de usar las cosas de mi hermana, pues deseaba ser como ella pero siempre agregando algo de mi estilo,siento que los  modelos capitalistas nos han hecho pensar que siempre merecemos lo mejor, como si fuéramos el centro del universo y esto es la promesa de lo que denominamos LUJO,algo por lo que siempre estaremos dispuestos, en la cadena de valores de esta sociedad ,el lujo siempre está influenciado en la cantidad de cosas que tenemos y lo aparatosas que llegan a ser y más en el país de la copias tripleA, influenciada por una narcocultura que ha hecho que EL APARENTAR esté más en nuestro círculo social, lo podamos aceptar y por lo tanto normalizar.

Estas reflexiones me animaron mucho a que los productos tuvieran como finalidad las personas de mi comunidad desde quienes hacen el producto hasta el consumidor, sabía que muy seguramente en otros países este tema ya era mucho más comprensible y valorado pero sentía que debíamos, si debiamos hablando en plural porque como marca era lo que quería lograr, poder  ofrecer nuevas oportunidades como : trabajo desde casa en talleres satélites cercanos y  productos con otro mensaje, permitirnos abrir los ojos a otros conceptos como el diseño colaborativo y cero residuo además de  agregarle otros valores a eso que denominamos lujo, esto podría hacer que de alguna manera hiciéramos  entender la importancia de cada pedacito que decidimos darle una oportunidad, pues  detrás de ellas hay mucho esfuerzo, gasto de recursos y sobretodo una historia  

Tratar de psicoanalizarnos como sociedad nos hace comprender mucho de nuestros comportamientos,fue así que entendimos que antes de  JUZGAR  debemos EDUCAR, estaba en nuestras manos hacer comprender este concepto de una manera cercana y amigable,si bien el hecho de derribar este tipo de creencias entorno a lo usado era algo muy ambicioso pero fue una cuestión  que cada vez  más se fue abriendo paso  gracias a temas como el cambio climático, un problema que se fue haciendo más evidente y  la cultura fitness que por alguna razón por estar ligado a verse bien pues había comenzado a tener popularidad que bien o mal nos iba a permitir poder entablar un mejor relación con aquellas personas que estaban conscientes de una sana alimentación, de esta manera  reconocimos cual era la mejor forma de hacer contacto con las personas y así poner al alcance de cualquiera el concepto de suprareciclaje sin la necesidad que fuese un producto muy revolucionario, sino que este pudiera adaptarse a un estilo de vida.

Bajo estos conceptos dimos paso a que genealogy dejará de ser una idea muy irreverente a una acción más concreta y sostenible, por lo que decidimos crear una línea de productos con unos niveles de desarrollo creativo más simples sin abandonar nuestra esencia : recuperar textiles, esto nos ha permitido captar mucho mas personas,mostrarles los beneficios del suprareciclaje además de llevarlos a explorar nuevas alternativas de consumo,como el  zero waste.

Hay muchas razones por las que elegí este camino, la principal es que hay algo maravilloso en suprareciclar, a todo le vemos potencial incluso lo más defectuoso termina siendo algo único y encantador, nos permite conectarnos con una realidad que nos cuesta mucho aceptar, LA IMPERFECCIÓN  ya sea porque nos equivocamos o por desgaste.. en definitiva es un reflejo más fiel de lo que somos como personas. Personalmente siento que solo hasta ahora veo  los resultado de toda esta introspección personal que ha dado vida a que Genealogy  pueda ser ese transmutador de consciencia, así como dijo zef durante el foro el suprareciclaje es como la alquimia, y realmente es algo que describe muy bien la labor que hacemos, dotar de valor por medio de algún proceso de transformación  a un residuo para que este puede seguir siendo usado,es casi como magia!!

No me queda sino agradecerte por tomarte estos minutos para conocer un poco más de nosotros y de mi ana! además te dejamos por aqui el video el foro por si no tuviste la oportunidad de escucharnos o si quieres volver a revivir algún momento


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *